CÓMO AYUDAR A DIFUNDIR LA LABOR DEL SISS (RESPETANDO EL COPYRIGHT)
QUÉ HACER.- 1. DIFUNDE SUS ENLACES, donde puedan tener eco (redes, foros, medios, médicos, hospitales...) y de forma eficaz (deben funcionar y ser visibles). QUÉ NO HACER.- NO ALTERES NI DIFUNDAS SUS PDFs, IMÁGENES O ENTRADAS FUERA DEL ENLACE DEL SISS (por tanto, NO los cuelgues en tu espacio u otros, ni los difundas desde los canales de Scribd, YouTube u otros del SISS. Si necesitas una imagen de la autora o un collage hecho por ella, pide su autorización escrita razonando el motivo)
EMPRESAS Y WEBS (AVISO)
No publicamos spam ni propaganda. Por favor, no intentes aprovecharte de nuestro trabajo gratuito. En su lugar, valora ser nuestro patrocinador.

13 junio 2007

DETERGENTES: INFORMACIÓN GENERAL PARA UN CONSUMO CONSCIENTE Y RESPONSABLE. Revista Opcions, n. 2 (2002)

nota: el artículo aborda la problemática de los detergentes ciñéndose extrictamente a sus efectos medioambientales, por lo que no traslada su análisis al ser humano, que es obvio que también formaría parte de esa "naturaleza afectada" (esa "afectación" es ya un hecho para los afectados de hipersensibilidad química múltiple). En cualquier caso, interesa la lectura del artículo por cuanto que, de forma clara y resumida, informa de la composición de lo que a diario comsumimos bajo la denominación de "detergente".

-----------------------------------------------------

ÍNDICE

1) En qué consiste limpiar.

2) Composición: 2.1. Tensioactivos o surfactantes ; 2.2 Potenciadores o constructores ; 2.3 Enzimas ; 2.4 Blanqueadores ; 2.5 Abrillantadores ópticos ; 2.6 Perfumes ; 2.7 Relleno.

3) Proceso de elaboración: 3.1 Los residuos.

4) Los detergentes y el medio ambiente: 4.1 Biodegradabilidad ; 4.2 Eutrofización ; 4.3 Blanqueadores ; 4.4 Antibacterias ; 4.5 Volumen ; 4.6 Envasado.

5) Regulaciones medioambientales: AISE vs. programa Wash Right ("Lavar bien") ; Comisión Europea vs. el Ecolabel ; EDMA.

-----------------------------------------------------

LOS DETERGENTES

El jabón era conocido por la mayoría de culturas antiguas, que lo usaban tanto para el cuerpo como para la ropa. Lo hacían con agua, grasas vegetales o animales, y cenizas vegetales o sustancias minerales como la sosa cáustica. A partir del siglo II, varias ciudades fueron centros productivos importantes de jabón, y lo distribuían por toda el área mediterránea.

Hasta el siglo xv, uno de los principales núcleos de vida social en las ciudades eran los baños públicos. Después, éstos fueron considerados inmorales, y el jabón pasó a ser algo a evitar. Se vestía la misma ropa durante semanas, y los malos olores se tapaban con perfumes. No se volvió a apreciar el jabón hasta entrado el siglo XVIII, cuando los médicos se dieron cuenta de la importancia de la higiene para la salud. Además, la industrialización y las importaciones de grasas baratas de las colonias facilitaron la fabricación de jabones a gran escala.

¿EN QUÉ CONSISTE "LIMPIAR"?

En latín "detergere" quiere decir limpiar. Un detergente es una sustancia que limpia, gracias a tener estas dos propiedades:

• Reduce la tensión superficial del agua, de manera que las moléculas de agua no se sienten tan atraídas mútuamente, y pueden penetrar mejor en la superficie a limpiar (por ejemplo un tejido)
• Las moléculas del detergente tienen un polo lipófilo, que combina bien con las grasas, y un polo hidrófilo, que combina bien con el agua. La suciedad – que está adherida a los tejidos mediante partículas oleosas – atrae a los polos lipófilos, y los polos hidrófilos quedan dispuestos hacia fuera y rodeando la suciedad, de forma que el agua arrastra todo el conjunto.

El jabón tiene estas dos propiedades, y por lo tanto es un detergente. A partir de 1930 se empezaron a sintetizar sustancias detergentes derivadas del petróleo. Después se descubrieron otros ingredientes que, añadidos a las sustancias detergentes, daban al conjunto una mayor capacidad limpiadora. Hoy, cuando decimos detergente nos referimos a todo el conjunto.

El rozamiento (que se consigue con las vueltas del bombo de las lavadoras) y una cierta temperatura ayudan a que el detergente limpie más.

COMPOSICIÓN

Las componentes principales de los detergentes actuales son las siguientes:

Tensioactivos o surfactantes: son la sustancia detergente propiamente dicha. Según las propiedades químicas, se clasifican en aniónicos, catiónicos, no iónicos y anfóteros (cada tipo tiene propiedades limpiadoras diferentes).

Potenciadores o constructores: retienen el calcio y el magnesio que pueda haber en el agua, y evitan que la suciedad se vuelva a depositar en el tejido. Se dice que el agua es dura si contiene mucho calcio o magnesio.

Enzimas: rompen las moléculas de las manchas proteínicas (huevo, leche, sangre), para que el agua se las pueda llevar.

Blanqueadores: dejan la ropa más blanca y eliminan las manchas más difíciles.

Abrillantadores ópticos: son sustancias fluorescentes que no se van al aclarar la ropa. Reflejan los rayos ultravioletas del sol, de manera que la ropa parece más blanca de lo que es (de hecho, le dan un tono azulado o verdoso, según la marca). En la ropa de color, los colores quedan más vivos.

Perfumes: dan olor a la ropa.

Relleno: no tiene ninguna función limpiadora, sólo se pone para aumentar el volumen del detergente. Dependiendo de la fórmula, puede representar desde un 5% hasta un 45% del total de materia. Los detergentes concentrados no llevan.

PROCESO DE ELABORACIÓN

La fabricación industrial de detergentes es un proceso relativamente sencillo. Las materias primas se mezclan con agua hasta que forman una pasta. Después se hace la atomización, que consiste en transformar la pasta en polvo: la pasta pasa por un tubo a presión y entra en una gran torre, donde es "rociada" con aire caliente a contracorriente. El aire evapora el agua de la pasta y se forma el polvo (es más o menos fino según la presión con la que ha salido del tubo y el diámetro de los orificios del "rociador"). Algunos de los ingredientes, que no pueden resistir la temperatura del aire caliente o la humedad, se añaden al polvo obtenido después de la atomización. A continuación, el polvo se revuelve en un tambor que gira, para obtener una mezcla homogénea. Finalmente, pasa por un cedazo que separa las partículas demasiado finas o gruesas.

Las fábricas deben estar bien equipadas con aspiradores, porque el polvo puede provocar problemas de alergia o asma a los trabajadores. Se debe poner atención sobre todo en la parte donde se manipulan las enzimas, ya que éstas son especialmente peligrosas para el sistema respiratorio.

Los residuos:
Una fábrica de detergentes no genera muchos residuos (no ocurre lo mismo en la producción de las materias primas). Del atomizador sale (además del detergente) vapor de agua, que se libera a la atmósfera, y polvo fino de detergente. Este polvo se filtra y se reintroduce al principio del proceso, como también el detergente demasiado fino o grueso que se obtiene de los filtros.

La maquinaria se limpia con agua, que también se puede reutilizar llevándola al principio del proceso.

DETERGENTES Y MEDIO AMBIENTE

Los detergentes se han asociado desde siempre con problemas medioambientales. Ya antes de que aparecieran los sintéticos, el jabón tenía el problema de que, en aguas muy duras, se combina con el calcio y deja una película insoluble en la superficie del agua. En la década de 1960 se introdujeron leyes para limitar la gran cantidad de espuma que generaban los detergentes sintéticos.

Los aspectos que se deben tener en cuenta desde un punto de vista medioambiental son los siguientes:

Biodegradabilidad:
Según la legislación vigente, en un paquete de detergente se puede poner la palabra "biodegradable" si el tensioactivo deja de tener un 90% de su propiedad de disminuir la tensión superficial del agua 28 días después de ser vertido al agua (las sustancias tensioactivas causan perjuicios a la vida acuática).

Según los fabricantes ecológicos, este grado de biodegradabilidad no es suficiente. Por otro lado, la ley no dice nada del resto de ingredientes, que pueden llegar a significar un 80% del detergente. En los detergentes convencionales, estos ingredientes no son biodegradables y son tóxicos para la vida acuática (en especial los derivados del petróleo). A pesar de la proliferación de depuradoras, en las aguas marinas se hallan residuos tóxicos de detergentes.

Eutrofización:
En España, muchos detergentes convencionales utilizan fosfatos, fosfonatos o percarboxilatos como potenciadores. Estas sustancias actúan como fertilizantes de las algas, haciendo que se reproduzcan muy deprisa. La gran cantidad de algas agota el oxígeno del agua, que deja de estar disponible para la fauna acuática (microbios y peces), y genera malos olores. Este fenómeno se llama eutrofización, y ha causado desequilibrios muy graves en varios lagos y ríos.

En la mayoría de países europeos y en buena parte de Norteamérica ya está prohibido utilizar estos ingredientes (en algunos lugares desde 1970), pero en España aún no. El sustituto más utilizado son las zeolitas, unas sustancias minerales. Tienen el inconveniente de que no son solubles en el agua, por lo que se acumulan en el fondo de las plantas depuradoras.

Blanqueadores:
Pueden estar basados en cloro o en oxígeno. Uno de los principales problemas de la industria del cloro es que genera sustancias organocloradas, como dioxinas y furanos, que causan muchos problemas de salud (disfunciones hormonales, malformaciones en el feto, cáncer) y se acumulan en los tejidos de los seres vivos (no se pueden metabolizar). Actualmente casi no se usan blanqueadores de este tipo para detergentes.

Entre los basados en oxígeno, están el perborato y el percarbonato. El perborato tiene el inconveniente de que libera boro al medio (es tóxico para la vida acuática), y que se debe acompañar de una sustancia, el TAED, que se combina con los metales pesados que hay en los fondos fluviales o marinos y los introduce en la cadena trófica. Además, se debe lavar al menos a 60ºC para que haga efecto. El percarbonato blanquea a cualquier temperatura y no libera ninguna sustancia tóxica.

Antibacterias:
Últimamente, muchos detergentes (convencionales) contienen agentes antibacterias. No tienen ninguna utilidad práctica, y en cambio pueden causar problemas a la vida bacteriana acuática. Como los fabricantes mantienen las formulaciones en secreto, es muy difícil saber qué agentes antibacterias utilizan. Hay un acuerdo industrial para no utilizar triclosan, una sustancia muy problemática.

Volumen:
Lo único que distingue a los detergentes no concentrados de los concentrados es que en estos últimos no hay relleno. El relleno no da ninguna cualidad al detergente, y en cambio implica utilizar más materias primas (el relleno propiamente dicho y envases más grandes), transportar más volumen y más peso (y por tanto consumir más energía y emitir más CO2), y generar más residuos.

Algunos fabricantes dicen que los consumidores españoles "no se fían" de los concentrados, quizás por aquello de "ande o no ande, caballo grande". Pero la verdad es que no se ha hecho ninguna campaña de información al respecto.

Envasado:
Las cajas de cartón suelen ser de cartón reciclado, al menos en parte, y son reciclables. Se pueden tirar al contenedor para papel, aunque tengan restos de detergente. Últimamente hay la tendencia de presentar los detergentes (convencionales) en bolsas de plástico. Tienen el inconveniente de que para transportarlas se necesita un segundo empaquetado. Por otro lado, pocos fabricantes indican de qué plásticos está hecho el envase, con lo que no podemos saber si es reciclable o no. Lo más habitual es usar varios tipos de plástico que no se pueden separar posteriormente, y por lo tanto tampoco se pueden reciclar. Esta mezcla de plásticos se puede indicar en el envase con el símbolo que vemos abajo.

identifica el PET ; identifica varios plásticos

Las botellas de detergente líquido suelen ser de plástico PET, que es bastante ligero y fácilmente reciclable. Los envases de PET se podrían reutilizar devolviéndolos al fabricante, pero no hay mecanismos establecidos a tal efecto.

REGULADORES MEDIOAMBIENTALES

Existen tres grandes organismos que han tomado alguna iniciativa en lo referente a la relación de los detergentes con el medio ambiente.

AISE (Asociación de Jabonería, Detergencia y Productos de Mantenimiento):
Agrupa a unos 1.200 fabricantes de detergentes convencionales, que cubren un 90% del mercado. En 1997 diseñó el programa Wash Right ("Lavar bien"), para reducir el impacto ambiental de los detergentes. Las empresas adheridas pueden poner el logotipo Wash Right en los paquetes de detergente.

Los objetivos del programa son que el consumo de detergentes, el peso de los envases y el uso de ingredientes poco biodegradables sean, a finales del 2002, un 10% inferiores que en 1996, y que el consumo de energía en cada lavado sea un 5% menor que en 1996. Como algunos de los objetivos no dependen de los fabricantes, el programa incluye una serie de acciones para educar a los ciudadanos. Entre sus consejos podemos leer: "usted puede reciclar los envases si su ciudad dispone de la infraestructura necesaria". Pero el programa no tiene prevista ninguna acción para hacer los envases de materiales reciclables...

En el año 2000, la auditora PricewaterhouseCoopers realizó un seguimiento del programa, y observó una evolución positiva (excepto en el caso del consumo de energía por lavado, que no se evaluó). Algunos de los resultados del estudio son sorprendentes: según la auditoría, el peso de los envases se había reducido en un 20% en Grecia, y se había incrementado en un 22’6% en Finlandia.

Distintivo del programa Wash Right ; El Ecolabel es un distintivo que se otorga a varios productos si cumplen determinadas condiciones.

Comisión Europea:
En 1998 adoptó el programa Wash Right como recomendación para todos los fabricantes. En 1999 redactó el pliego de condiciones que deben cumplir los detergentes para poder otorgarles el Ecolabel, la etiqueta ecológica europea.

Del pliego de condiciones destacamos estos rasgos:

  • No excluye el uso de fosfatos, ni de ingredientes sintéticos no biodegradables, ni de componentes clasificados por la legislación europea como muy tóxicos para los organismos acuáticos o que pueden producir efectos nefastos a largo plazo para el medio ambiente acuático. - Pero no pueden estar en más de una cierta cantidad, por lo que se considera que los detergentes que reciban el Ecolabel tienen un impacto ambiental reducido.
  • Excluye el TAED, sustancia muy utilizada en España.
  • Permite el uso de enzimas obtenidas de cultivos de bacterias transgénicas.
  • Los detergentes deben ser concentrados.

EDMA (Asociación de Fabricantes de Detergentes Ecológicos):
Según dicen ellos mismos, agrupa a los fabricantes "realmente verdes" (actualmente son cinco, y dos más están en trámite de incorporarse). A pesar de haber participado en el proceso de definición de condiciones para el Ecolabel, cree que éstas son demasiado laxas, y que la concesión de la etiqueta a detergentes poco respetuosos con el medio ambiente confunde al consumidor. Propone un sistema de etiquetado por estrellas (similar al que se usa para los hoteles), para que se puedan distinguir los detergentes "un poco ecológicos" de los "más ecológicos".

La EDMA no tiene un sello propio, pero pide a los fabricantes que la integran que especifiquen en los envases todos los ingredientes que contienen los detergentes (la legislación sólo obliga a especificar algunos).

Fuente: Los detergentes. Revista Opcions n. 2 (marzo-abril 2002). En PDF aquí.

Recibe nuestros artículos en tu correo. Pincha aquí.

Vótalo en y en votar. Y si te gustó el artículo

también puedes difundirlo en Facebook, Twitter, etc. pinchando en:

6 comentarios:

Anónimo dijo...

just signed up at mi-estrella-de-mar.blogspot.com and want say hi to all the guys/gals of this board!

Anónimo dijo...

I wanted to post you one tiny note so as to thank you as before for the lovely techniques you've discussed on this page. This is so strangely open-handed of you giving unreservedly all many people would've sold for an electronic book to help with making some profit on their own, especially considering that you might have done it in case you decided. The solutions likewise served like a easy way to be sure that other people have the same zeal just like my own to realize lots more with regards to this issue. I'm certain there are many more fun sessions ahead for individuals who read carefully your forum.

Anónimo dijo...

I just added this webpage to my feed reader, great stuff. Can't get enough!

Anónimo dijo...

HI, I just joined this community. I m from romania. I like this forum.......hope to learn lot of things here ;-)

María José Moya (Mariajo) dijo...

Muchas gracias a los cuatro por vuestras amables palabras. Espero que mi espacio os pueda seguir siendo de utilidad por mucho más tiempo. ¡Un abrazo!,

Anónimo dijo...

Thank you for sharing
I really like

Si el tamaño de la página no es de tu agrado puedes cambiarlo pulsando la tecla Ctrl y moviendo la rueda del raton arriba y abajo