¿AYUDAS EN NUESTRA LABOR? ¿HAY COPYRIGHT?
1. Difunde los enlaces del SISS en redes, grupos, medios, etc. (asegurarás la difusión de una información correcta sobre SQM y temas relacionados); 2. Hazlo conforme a nuestra licencia de Creative Commons "Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada" (+info: final de página) y con un link operativo y visible a la entrada o imagen cuya información difundas. Imágenes de la responsable del SISS: sólo bajo petición y permiso escrito. 3. DOCUMENTOS EN PDF: divúlgalos SIN ALTERAR, y DENTRO de su enlace original del SISS (NO de Scribd, etc.).
SPAM
Empresas y similares: por abuso continuado en el pasado no se publicarán intentos de aprovechar nuestro trabajo (gratuito) para dejar autopropaganda (lucrativa). Tienes la opción de ser patrocinador nuestro.

23 octubre 2013

BIOCONSTRUCCIÓN. Qué es, pautas, materiales (autor Toni Marín, director de EcoHabitar -revista de ecoarquitectura, permacultura y vida sostenible-)


QUE ES LA BIOCONSTRUCCIÓN. PAUTAS Y MATERIALES
Texto reproducido con autorización de su autor, Toni Marín, para Mi Estrella de Mar. Con notas a pie de página ajenas al texto original, que aportan datos extra de interés expuestos por Toni Marín a Mi Estrella de Mar tras contactarle para pedir permiso de reproducción y contrastar algunos datos que muy cordialmente hemos comentado.

Conozco a Toni desde 2010, fecha en que a través del domoterapeuta Carlos Requejo me dieron la sorpresa de publicar en EcoHabitar un articulo sobre zonas blancas y enfermedades ambientales, con un amplio apartado especial dedicado con cariño hacia mi persona, que me emocionó (puedes verlo pinchando aquí).
Toni Marín (EcoHabitar)
Hoy nadie duda que comer productos ecológicos asiduamente es acercarse a una forma de vida saludable. Muchas personas son conscientes de la gran cantidad de productos químicos, demostradamente tóxicos, que contienen los alimentos convencionales que compramos en el supermercado, pero ¿somos conscientes de la gran cantidad de productos tóxicos que puedan existir en nuestro hogar?.

Esta pregunta se la están haciendo ahora mismo muchas personas y han llegado a la conclusión de que las viviendas actuales están repletas de elementos nocivos para nuestra salud, incluso la organización Greenpeace está efectuando una campaña de tóxicos en el hogar. Estos elementos nocivos los encontramos, por ejemplo, en los mismos materiales de construcción: el cemento, con el que están realizadas la mayoría de las viviendas, suele contener metales pesados (cromo, zinc,…); de las pinturas y los barnices derivados del petróleo emanan elementos volátiles tóxicos como xileno, cetonas, tolueno, etc. ; y los elementos de PVC son altamente tóxicos sobre todo en su fabricación y en su combustión.

La bioconstrucción pretende crear hábitats saludables y cómodos que se conviertan en nuestros aliados.

La bioconstrucción no es nada nuevo, nuestros abuelos, tanto en el norte como en el sur, ya vivían en casas ecológicas, aunque muchas veces exentas de los adelantos y comodidades que podemos disfrutar hoy en día. Sus casas, construidas de forma artesanal con tierra, piedra o madera, daban el suficiente cobijo a sus moradores, incluso la mayoría de ellas han llegado hasta nosotros en muy buenas condiciones. Fue la revolución industrial la que llevó a la construcción hacia lo que es hoy en día: un enjambre de cemento y hierro.

¿POR QUÉ UNA VIVIENDA ECOLÓGICA?

Los materiales ecológicos en una vivienda hacen que ésta tenga más calidad. Muchos productos que podemos aplicar en bioconstrucción se han utilizado y se utilizan en proyectos de alto nivel como restauración de palacios y viviendas de lujo. Y se aplican por su alto nivel de calidad: por ejemplo los morteros de cal y los estucos, las pinturas al silicato, los barnices naturales, etc. y no es que sean excesivamente caros. Además son más duraderos por lo que a la larga ahorraremos dinero.

¿Debemos renunciar a un hábitat sano y natural en aras de una vivienda moderna adaptada a las necesidades de hoy?

Por supuesto que no. Una vivienda ecológica puede disponer de los mismos adelantos que una convencional y con algunas ventajas, además de unos materiales mas sanos: estas ventajas se centran en un mayor ahorro energético (para ello aplicamos la bioclimática), lo que conlleva a un menor impacto medioambiental de nuestra casa y una reducción del tiempo de mantenimiento de la vivienda y, como decíamos antes a un gran ahorro energético, lo que nota nuestro bolsillo.

¿QUE DEBEMOS TENER EN CUENTA EN BIOCONSTRUCCIÓN?

Si queremos realizar un proyecto de bioconstrucción debemos tener en cuenta varios factores. Para empezar es recomendable contratar a un profesional que sepa de ello. Por desgracia los arquitectos convencionales no saben de ecoarquitectura por lo que debemos buscar un experto. Existen buenos profesionales en todo el territorio nacional, no muchos, pero seguro que podremos dar con alguno.

Para empezar se realiza un estudio geobiológico del terreno donde vamos a edificar la vivienda: en este estudio se detallan las posibles alteraciones geofísicas que pueden interferir en los futuros moradores de la casa, para ello se detectan las fallas geológicas, capas freáticas donde discurren corrientes de agua, emanaciones de gas radón, campos electromagnéticos producidos por tendidos eléctricos y transformadores, estaciones de telefonía móvil

Una vez analizado el terreno y habiendo estudiado las características geográficas, climatológicas y culturales del lugar, y en una estrecha colaboración con los propietarios, se realiza el proyecto adaptado a las necesidades reales de los que van a vivir en él.

Para la estructura podemos elegir piedra, bloques y ladrillos de cerámica, tierra (adobe, tapial, bloques de tierra estabilizada) y madera (maciza o en paneles); esta elección depende del diseño que se realice en función a los materiales que podamos encontrar en la zona.

Los aislamientos son muy importantes en bioconstrucción y siempre utilizamos materiales naturales como corcho, celulosa, fibras vegetales (cáñamo, madera, lino, fibra de coco, paja y algodón); el más usado es el corcho aunque últimamente la celulosa y la fibra de madera se están abriendo camino.

Los paramentos, tanto exteriores como interiores, pueden ser trabajados con morteros de cal, yesos naturales o arcillas; los dos primeros son fáciles de encontrar y de aplicar.

Ventanas, puertas y vigas deben ser de madera tratada con productos naturales y provenientes de talas controladas (lo mejor es que sean de una certificación forestal como FSC).

Tanto las pinturas y barnices de exterior como de interior deben ser naturales, transpirables y que no emitan gases tóxicos. Todo el edificio debe transpirar y las pinturas sintéticas no lo hacen, produciendo condensaciones y humedades. Existen en el mercado varias marcas de pinturas y barnices ecológicos de gran calidad fáciles de aplicar y a precios competitivos.

A la hora de la instalación eléctrica debemos tener en cuenta la importancia de disponer de una buena toma de tierra, una instalación en forma de espiga y no colocar cables eléctricos por la cabecera de las camas para evitar el campo eléctrico.

¿Y EN LA RESTAURACIÓN?

La restauración de edificios antiguos es una tarea delicada que no se soluciona con un “mallazo” aquí y un “zuncho” allá, como pretende muchas veces el “paleta” de turno. Antes de nada hay que realizar un buen estudio del edificio y de lo que queremos. Un arquitecto conocedor de la bioconstrucción sabe que un edificio antiguo es, por regla general, ecológico por lo que evitará introducir elementos no ecológicos.

PAUTAS DE BIOCONSTRUCCIÓN

Ubicación adecuada
• Correcta orientación solar.
• Evitar campos electromagnéticos.
• Evitar campos eléctricos.
• Estudio geobiológico del asentamiento.
• Evitar alteraciones geológicas, fallas y corrientes de agua.

Materiales
Ciclo de vida sostenible:
• Extracción respetuosa.
• Reducida transformación.
• Cercanos al lugar.
• Naturales.
• Reciclables.
• Reciclados.
• Biocompatibles.

Eficiencia energética
• Captación solar.
• Inercia térmica.
• Aislamiento adecuado.
• Integración de energías renovables.
• Sistemas de aclimatación natural.

Gestión de residuos
Gestión eficiente del agua

MATERIALES DE BIOCONSTRUCCIÓN

Estructura y cerramientos
• Bloques y ladrillos de tierra cocida.
• Bloques de tierra estabilizada.
• Tierra prensada y adobes.
• Madera.
• Piedra

Paramentos y morteros
• Cal hidráulica y cal grasa.
• Yeso.
• Arcilla.
• Madera.

Aislantes (1)
• Fibras naturales (cáñamo, lino, algodón, corcho, paja, celulosa, coco).
• Arcilla expandida (arlita, perlita).

Acabados
• Pinturas al silicato y a la cal.
• Barnices naturales con base de linaza.

Conducción de aguas (2)
• Polietileno de alta densidad.
• Polibutileno.

Bajantes (3)
• Polietileno.
• Polipropileno.
• Cerámica.
• Hierro fundido.
• Acero galvanizado.

Desagües (2)
• Cobre.
• Barro cocido.
• Polipropileno.

Pavimentos
• Barro cocido.
• Suelos continuos de mortero.
• Madera.
• Bambú.

NOTAS A PIE DE PÁGINA DE MI ESTRELLA DE MAR
(1) Aislantes.- Hay otros aparte de los mencionados, y que nos comenta Toni Marín así (subrayo los que no aparecen en el cuadro-resumen anterior): "la vermiculita, la arlita y la perlita son arcillas naturales que se pueden utilizar, otra cosa es que tiene mas huella ecológica que la celulosa o la lana de oveja".

(2) Conducción de aguas vs. desagües.- Sobre dónde se podría poner cobre y dónde no, Toni Marín nos comenta (subrayo los materiales que no aparecen en el cuadro-resumen): "Por supuesto el cobre para conducción de agua caliente y sanitaria nunca. Para agua sanitaria y de consumo el poliestireno y el polibutileno".

(3) Bajante: "en una construcción, tubería de desagüe" (definición de la RAE).

Fuente: Ecohabitar (28/12/11)


INFORMACIÓN COMPLEMENTARIA: EL COBRE. PROS Y CONTRAS SEGÚN SUS FINES DE USO

Sin pretender hacer una relación completa de utilidades, sino tan sólo poner algunos ejemplos de uso de los más cotidianos, de lo que hasta hoy se conoce parece ser que según al uso al que se destine el cobre podrá resultar positivo, o por contra problemático (independientemente de la incidencia medioambiental negativa que suponga su extracción de minas a cielo abierto, y de alergias a este metal, que ambos serían temas aparte).

SERÍA ADECUADO…
Para conducciones de aire, aire acondicionado y superficies de contacto. El cobre tiene propiedades antimicrobianas, según el Centro Español de Información del Cobre (CEDIC).

NO SERÍA ADECUADO…
Para conducciones de agua potable. “La Organización Mundial de la Salud (OMS) en su Guía de la calidad del agua potable recomienda un nivel máximo de 2 mg/l. El mismo valor ha sido adoptado en la Unión Europea como valor límite de cobre en el agua potable, mientras que en Estados Unidos la Agencia de Protección Ambiental ha establecido un máximo de 1,3 mg/l. El agua con concentraciones de cobre superiores a 1 mg/l puede ensuciar la ropa al lavarla y presentar un sabor metálico desagradable. La Agencia para Sustancias Tóxicas y el Registro de Enfermedades de Estados Unidos recomienda que, para disminuir los niveles de cobre en el agua potable que se conduce por tuberías de cobre, se deje correr el agua por lo menos 15 segundos antes de beberla o usarla por primera vez en la mañana.

SEGÚN…
Para cacharros y utensilios de cocina de cobre. NO usar en contacto directo con alimentos (pues el cobre, además de liberar metal, pueden provocar toxicidad, que es por lo que necesita de una limpieza determinada y escrupulosa. Si se usan utensilios en contacto con alimentos —porque se limpien adecuadamente—, que estos NO sean ácidos (vinagre, tomate, cítricos…). SÍ se puede usar en cacharros, dado la propiedad del cobre como buen conductor del calor, mientras el cobre se encuentre recubierto de un metal inocuo que lo aísle de la comida (normalmente se suele usar en sus bases).

Recibe nuestros artículos en tu correo. Pincha aquí.

Vótalo en y en votar. Y si te gustó el artículo

también puedes difundirlo en Facebook, Twitter, etc. pinchando en:

1 comentario:

Pepa dijo...

Hola,
Siempre que mi estado de salud lo permite, leo tu blog.
Me animo a escribir porque he tenido muchos problemas al reformar mi vivienda para eliminar todos los materiales tóxicos y sutituirlos por materiales BIO.
Muchos proveedores y bioconstructores, supuestamente especialistas, no tienen en cuenta que para las personas con SQM no son adecuados los materiales ECO (la normativa europea permite esa etiqueta a productos con un 40% de materiales sintéticos).
Ademas del esfuerzo económico (son materiales caros) he tenido problemas por la fata de seriedad, profesionalidad, conocimientos, etc. Tanto con los proveedores como con los aplicadores.
Los enfermos de patologías ambientales no utilizamos BIO por snobismo sino por NECESIDAD. A veces, se tiene la sensación de que los profesionales en torno a la bioconstruccion, presumen de conciencia ambiental, pero no veo conciencia social.
Nuestras patologías nos exigen gastos ordinarios y extraordinarios que algunos no podemos permitirnos. Predican el cudiado del medio ambiente, pero parece que no importa que las personas empeoren en su patología, por no poder acceder a lo BIO.
Algunos aplicadores se consideran especialistas porque han hecho uno o dos cursos, pero, por
ejemplo, cobran mas por pintar con pintura bio que sintética.
Los proveedores están empezando y aprendiendo
con los usuarios. Se han reciclado de alguna otra actividad, o por afición o tendencia personal a lo BIO
abren empresas con el unico conocimiento de los
productos a traves de las webs de otras empresas,
principalmente alemanas.
Es decepcionanate que cuando haces el esfuerzo económico para no empeorar demasiado la falta de compromiso, ATENCION, profesionalidad, responsabilidad, etc. De todos los BIO dificulten aun mas nuestra existencia.
Salud,
Pepa.

Si el tamaño de la página no es de tu agrado puedes cambiarlo pulsando la tecla Ctrl y moviendo la rueda del raton arriba y abajo