CÓMO AYUDAR A DIFUNDIR LA LABOR DEL SISS (RESPETANDO EL COPYRIGHT)
QUÉ HACER.- 1. DIFUNDE SUS ENLACES, donde puedan tener eco (redes, foros, medios, médicos, hospitales...) y de forma eficaz (deben funcionar y ser visibles). QUÉ NO HACER.- NO ALTERES NI DIFUNDAS SUS PDFs, IMÁGENES O ENTRADAS FUERA DEL ENLACE DEL SISS (por tanto, NO los cuelgues en tu espacio u otros, ni los difundas desde los canales de Scribd, YouTube u otros del SISS. Si necesitas una imagen de la autora o un collage hecho por ella, pide su autorización escrita razonando el motivo)
EMPRESAS Y WEBS (AVISO)
No publicamos spam ni propaganda. Por favor, no intentes aprovecharte de nuestro trabajo gratuito. En su lugar, valora ser nuestro patrocinador.

19 septiembre 2009

ACCIÓN DE LA NICOTINA. CSIC 2009 + reflexión sobre tabaco y enfermedades & tóxicos y sensibilidad química múltiple (¿mecanismos de acción similares?)

Hace unos días, el CSIC ofrecía a la prensa los resultados de la investigación que había llevado a cabo sobre la nicotina. Las conclusiones eran que la nicotina activa la proteína TRPA1, que es un receptor molecular que:
  • Se encuentra en las terminaciones nerviosas de la piel y de las mucosas que recubren nariz y boca.

  • Funciona como detonador de las señales neuronales que transmiten sensaciones de irritación y dolor.
Simplemente con lo expuesto, y teniendo en cuenta, en Sensibilidad Química Múltiple (SQM):

  • La relación directa de causa-efecto que los afectados detectamos entre inhalación por nariz y boca de químicos tóxicos (sobretodo olorosos, porque son los que alertan al enfermo de SQM con más evidencia) y aparición de crisis (nota: dado que las principales vías de entrada rápida de tóxicos son nariz y boca más que la dermis).

  • Que a causa del punto anterior los SQM nos vemos obligados a llevar protección facial, o sea, mascarilla (y con carbono activo incorporado).

  • Que la SQM, entre los muchos síntomas que presenta da lugar a irritaciones” generales varias, que se agudizan en momentos de crisis (frecuentemente hiperreactividad bronquial, faringitis, fotofobia, fonofobia, disneas, rinitis, dermatitis…), además de dolor.
Con lo dicho, personalmente encuentro una conexión evidente entre conclusiones de este estudio sobre el tabaco expuesto (y seguramente otros de misma temática) y los resultados que arrojaría investigar en una línea similar para Sensibilidad Química Múltiple (en caso de “interesar” que hubiera fondos y organismos para ello, y de forma seria e independiente).

Pero haciendo memoria histórica, los estudios objetivos sobre el tabaco empezaron a venir tras la oficialización del perjuicio (al ciudadano y a las arcas públicas sanitarias) que este estaba generando, no “antes” (ni tan siquiera por “principio de precaución”). Hasta entonces, la lucha fue desigual e injusta entre lo que la Lógica sabía y la presión de la industria tabacalera a través de medios, cine, influencias y financiación de estudios partidistas, que hacían que el que se quejara fuera tachado incluso de hipocondríaco, neurótico y lindezas similares.

Con la SQM, el camino es similar, aunque lamentablemente la perspectiva de que algún día pueda ganarse el pulso a la industria química es más complicado, a pesar de haber ya estudios serios y objetivos sobre el tema (y en revistas ‘peer review’).

Y es que es extraño que para noticias de investigación sobre contaminación o tabaco se hable con tanta naturalidad de los mecanismos entre tóxicos y enfermedad, pero cuando -aunque sea como paralelismo lógico de hipótesis de investigación- se introducen a estos dos términos (“tóxicos” y “enfermedad”) el dato concreto de que la “enfermedad” sería una “SQM”, entre esa fiebre oficial negacionista sobre todo lo que rodea a esta patología (me parece hasta oír, desde el absoluto aislamiento en el que vivo, los gritos de este rancio y amplio sector de profesionales, que a la vez que nos niegan, nos dan la espalda).

Pero el simple reconocimiento oficial de la SQM como enfermedad conllevaría tener un punto de apoyo para poder empezar a plantearse la petición de subvenciones oficiales tanto para formar personal investigador (dado que, como decía Einstein: “Nuestras teorías determinan lo que medimos”, por lo que DE NO SABER QUÉ, CÓMO Y DÓNDE BUSCAR, LÓGICAMENTE NO SE “ENCUENTRA” NADA), como para la investigación en sí.

Doy ya paso tanto a la noticia del CSIC, como a la relación de extractos de algunas de las entradas de MI ESTRELLA DE MAR donde técnicos y médicos especializados en Sensibilidad Química Múltiple explican la relación entre olfato – sistema límbico – sensibilidad química múltiple.


EL CONTACTO DIRECTO CON LA NICOTINA IRRITA NARIZ Y BOCA TANTO COMO LA CEBOLLA Y EL AJO
-Activa un receptor involucrado en procesos de quemazón y dolor.
-El hallazgo ha sido realizado por investigadores del CSIC.
-Podría servir para nuevas terapias contra el tabaco.
-
¿Por qué pican los parches de nicotina?

EFE
El contacto directo de la nicotina puede producir una irritación en nariz y boca similar a la que provocan la cebolla, el ajo y la mostaza, según un estudio en el que ha participado un equipo de investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).

El equipo ha descubierto que la nicotina activa un receptor molecular (TRPA1) que está involucrado en los procesos de inflación y dolor, y se encuentra en las terminaciones nerviosas de la piel y en las mucosas que recubren nariz y boca, según ha informado el CSIC en un comunicado.

El trabajo, que aparecerá en el próximo número de la revista 'Nature Neuroscience', ha sido probado en ratones y abre la posibilidad al desarrollo de nuevas terapias contra el tabaquismo con menos efectos adversos de los que tienen los aerosoles nasales o los parches sobre la piel, que pueden producir irritaciones.

Estas irritaciones son similares a las producidas por otras sustancias activadoras de la TRPA1 como la mostaza, la cebolla, el ajo, la clorina de las piscinas y las emisiones de los tubos de escape de los coches.

El investigador del CSIC Félix Viana ha explicado que hasta ahora se creía que la irritación producida por la nicotina se debía a la estimulación de los receptores nicotínicos, pero que su equipo ha demostrado que la nicotina "puede activar la proteína TRPA1, que funciona como un detonador de las señales neuronales que transmiten sensaciones de quemazón y dolor".

En el trabajo han participado Viana, Víctor Meseguer, investigadores del Grupo de Transducción Sensorial y Nocicepción del Instituto de Neurociencias de Alicante y Karel Talavera, del laboratorio para el estudio de los canales iónicos de la Universidad Católica de Lovaina.

Fuente: 20 Minutos (13/09/09)


RELACIÓN "OLFATO – SISTEMA LÍMBICO – SENSIBILIDAD QUÍMICA MÚLTIPLE"
1)JORDI OBIOLS, técnico superior de prevención del Centro Nacional de Condiciones de Trabajo):
“¿Cuáles son los mecanismos para que sustancias químicamente tan diferentes produzcan idénticos resultados? No está nada claro. Hay quien postula que la respuesta multisistémica desencadenada por un agente químico se debe a las interconexiones entre el nervio olfativo y el sistema límbico cerebral, una zona muy vulnerable a la sensibilización, según Jordi Obiols, técnico superior de prevención del Centro Nacional de Condiciones de Trabajo, que ha realizado una nota técnica sobre este síndrome”.

Fuente: 'OLORES QUE PONEN ENFERMO': primer artículo en España sobre sqm en un diario de gran tirada nacional, y a toda página (El País. 5-02-2008)

2)DR. JOAQUIM FERNÁNDEZ-SOLÀ, médico internista, coordinador de la Unidad de Fatiga Crónica del Hospital Clínic de Barcelona, profesor agregado de medicina de la Universidad de Barcelona:‘¿Por qué pasa esto?.- Pues pasa porque hay un circuito córtico-límbico que es específicamente muy parecido a lo que pasa en fatiga crónica. Es decir, es muy curioso que todas estas enfermedades, el esquema patogénico es casi idéntico, casi idéntico. Lo que pasa es que considerando factores, en este caso de sensibilidad o fatiga. Pero fíjense que es a nivel cerebral, en el córtex, sobretodo el sistema límbico que es el que regula un poco todos estos mecanismos de adaptación primaria, por decirlo así. Es el que mantiene la respuesta a pesar de que no haya estímulo. Es decir, yo no hace falta que salga a tomar el sol para que me provoque irritación de la piel, si no que ya sin tomar el sol, o con la luz que ustedes tienen ahí encima, ya la puede provocar. Esto ya no es normal’ (06:10)” (video).

Fuente: SÍNDROME DE FATIGA CRÓNICA Y SU RELACIÓN CON LA SENSIBILIDAD QUÍMICA MÚLTIPLE (conferencia. Palacio Euskalduna. Bilbao. 04-10-07)

3)DR. PABLO ARNOLD, inmunólogo e internista especializado en SQM:‘En varios estudios se demuestra que la exposición intermitente y repetida a bajos niveles de químicos ambientales, causa un aumento de la excitabilidad en las neuronas del sistema límbico, proceso que se conoce como "kindling".

Los químicos ganarían acceso al sistema nervioso central vía tracto olfatorio - sistema límbico, induciendo cambios persistentes en la actividad de las neuronas límbicas y en el nivel de estimulación cortical
.
Se alteraría entonces un amplio espectro de conductas y funciones fisiológicas, con la consecuente producción de síntomas.

El kindling es un mecanismo del sistema nervioso central que podría amplificar la reactividad a bajos niveles de un químico inhalado o ingerido, iniciando una sintomatología persistente de tipo afectiva, cognitiva y somática.

Existiría un mecanismo de reforzamiento del kindling, equivalente a una sensibilización cruzada a nivel límbico, donde distintas sustancias actuarían profundizando la alteración de la excitabilidad por su acción en una vía neuroquímica común’ ”.

Fuente: QUÉ ES LA HIPERSENSIBILIDAD QUÍMICA MÚLTIPLE (SQM) (“SÍNDROME DE SENSIBILIDADES QUÍMICAS MÚLTIPLES”. Dr. Pablo Arnold Llamosas, inmunólogo e internista)

4)DR. SANTIAGO NOGUÉ, médico toxicólogo, jefe de Toxicología del Hospital Clínic de Barcelona: “Aunque se sabe que este síndrome o conjunto de síntomas, no es de tipo alérgico, porque hasta ahora no se han descubierto que intervengan elementos inmunológicos, todavía se desconoce el mecanismo por el cual una serie de compuestos muy diferentes, desde el punto de vista químico, pueden producir una misma sintomatología.

Algunos expertos creen que la respuesta a un agente químico se debe a las interconexiones entre el nervio olfativo y el sistema límbico, una zona del cerebro que es vulnerable a la sensibilización, pero todavía no hay datos concluyentes”.

Fuente: REPORTAJE ARGENTINO SOBRE SQM: investigaciones en el Hospital Clinic de Barcelona, entrevista al Dr. Nogué (Diario El Sol. 10 noviembre 2008)

5)Dr. ARTURO ORTEGA PÉREZ, perito médico. Forense:Explicaciones propuestas para la sensibilidad a múltiples compuestos.- Durante las más de dos décadas que los investigadores llevan trabajando en la enfermedad se han propuesto multitud de posibles mecanismos explicativos. No puede excluirse que en esta hipersensibilidad confluyan varias enfermedades o bien que éstas se solapen hasta cierto punto.

Los mecanismos propuestos pueden agruparse dentro de la hipersensibilidad, de las alteraciones inmunitarias o de los trastornos psíquicos, neurológicos o toxicológicos. Incluyen la alergia11 , la cacosmia, el trastorno inmunitario, el bloqueo de reacciones bioquímicas implicadas en la producción de energía, enfermedades endocrinas como el síndrome de Addison, el bloqueo de vías neuroquímicas, la afectación de las vías nerviosas eferentes12 , la hipersensibilización del sistema límbico13 (en parte porque los olores muy a menudo desencadenan las manifestaciones), el umbral de sensibilidad olfatoria, la inflamación neurogénica11 , la sensibilización nerviosa14, la sobrecarga de las vías bioquímicas transformadoras (también ligada a la producción de radicales libres), las concentraciones elevadas de óxido nítrico y de peroxinitrito ¬un potente oxidante15,16, la reactividad de las vías aéreas, la sensibilización del sistema nervioso y una sensibilización dependiente del tiempo. Otros autores defienden combinaciones de las causas anteriores”.

Fuente: SENSIBILIDAD QUÍMICA MÚLTIPLE: estado de la cuestión (Dr. Arturo Ortega Pérez. Medicina Clínica. 2005). Parte I

6)WIKILEARNING: “… el sentido del olfato está conectado directamente al sistema límbico la parte del cerebro humano que controla las emociones y que también posee importantes funciones relacionadas con la memoria. Percibimos un olor cuando unas moléculas aromáticas penetran la cavidad nasal [y] estimulan los terminales nerviosos encargados de detectar olores. Estos terminales convierten el influjo de moléculas aromáticas en impulsos nerviosos y los envían al sistema límbico en donde, dependiendo de qué tipo de aroma se trate, provocan diversos tipos de reacciones emotivas y estimulan recuerdos. Estudios recientes confirman que los olores que percibimos tienen un impacto significativo sobre nuestro estado anímico…” (WikiLearning).

Fuente: COMENTARIO EN LA ENTRADA “AULAS CON AROMA A TALCO: el colegio L’Avet de Terrassa (2ª parte)”

Recibe nuestros artículos en tu correo. Pincha aquí.

Vótalo en y en votar. Y si te gustó el artículo

también puedes difundirlo en Facebook, Twitter, etc. pinchando en:

14 comentarios:

GELI dijo...

Hola preciosa:

Como siempre muy interesante.

Mira, lo prometido es deuda.

Acabo de poner en mi blog una entrada sobre tu enfermedad.

No he explicado en que consiste, solo he puesto un ejemplo, como el de salir de viaje, que tanto me gustó, ya que es una cosa tan tonta, y sin embargo teneis que tomar muchas, muchisimas precauciones.

Espero que entiendas que no sabria explicarla como tu, por eso he dejado tu enlace, aunque como ya he dicho figuras en mi lista de blogs.

Se que no es mucho, pero a ver si la gente se sensibiliza un poco.

Espero ansiosa el resultado del famoso escrito al Gobierno Civil.

Un beso de chocolate.

Geli.

JUAN VILAS dijo...

TOCADOOOO, Mariajo siempre me das donde me duele, pero se que a ti, a vosotros los SQM, el tabaco os duele más, "PERDON".
Sabes que soy fumador, pero estoy encontra, sobre todo de fumar donde molestamos,pero caray es dificil, lo intento, estoy tres cuatros dias sin fumar y vuelvo a cogerlo con ansias. Hoy mismo despues de 4 dias he vuelto a fumar, no veas el enfado de mi mujer, "Y CON RAZON".

Articulos como este hacen falta, haber sin los que fumamos vamos dejandolo poco a poco o YA, como me dijiste una vez. No me doy por vencido.

Sigue investigando y publicando me encanta, pero no me pegues la bronca "VALE", estoy en ello.

Cuidate un suave abrazo de este chulapo valenciano co n mezcla gallega.

Juan Vilas

SANTI dijo...

Hola Mariajo,

Como siempre que publicas algo, es informacion muy precisa acerca de lo que escribes. Ahora comprendo tu comentario que hiciste en el post acerca del tabaquismo en los servicios sanitarios... Pero es así, lamentablemente. Quiero expresarte mi apoyo, y a todos los que como tu padecen esta enfermedad. Te escribi un correo, que espero que hayas recibido.

Estoy a tu entera disposicion para lo que puedas necesitar, ya lo sabes. Un gran abrazo desde Valencia.

Sylvia dijo...

Otra vez, Mariajo, nos has enviado información sumamente útil, en ésta nuestra peregrinación en busca de una solución para nuestros problemas de salud, no oficialmente reconocidos. Ayer estuve fatal, asistí al cumpleaños de una querida amiga, y no pude comer casi nada! Tenía la boca a la miseria... ;-(
Te felicito, te admiro y te agradezco enormemente todo lo que haces a pesar de padecer síntomas fuertes de SQM.
Besos y abrazos, Sylvia***

psicoisapecat dijo...

Muy interesante la información que consta en este artículo.
Una pregunta, ¿sabes si hay a nivel científico, alaguna relación causa-efecto de consumidores pasivos que padezacan SFC, o cómo puede influir al mismo en fumadores pasivos?
Un besote cariño.
Isabel

mariajo dijo...

Geli, ¡me ha encantado tu entrada dedicada a la SQM y MI ESTRELLA DE MAR!. Es perfecta, de verdad. Y además trasluce tu cariño, preocupación e interés por ayudar y hacerme sentir bien y querida. Contigo da gusto, de verdad. Siempre ahí, apoyando y dispuesta a difundir.

Como ya me he extendido mucho en el comentario que he dejado en tu entrada, ya ahora acorto, pero no sin antes dejar el enlace a la entrada, para quien quiera leerla. Es muy tierna :-)

Puede verse aquí:

http://miluchacontralasvallas-geli.blogspot.com/2009/09/sensibilidad-quimica-multiple-sqm.html

¡GRACIAS! ;-)

mariajo dijo...

Juan, me sería imposible de echarte la bronca. ¡Como hacerlo, siendo como eres!.

Sé que quitarse de fumar es muy complicado (no porque yo haya sido fumadora, sino porque tengo dos hermanos que lo han sido, y aún sabiendo lo mucho que me perjudicaba han preferido no verme antes que inhibirse del tema. Otras veces, lo que han preferido es hacerse los suecos y acabar fumando aún sabiendo las consecuencias, quedando yo lógicamente afectada durante largos días. Además, es que la ropa queda impregnada, la casa, ¡todo!.

Me temo que si ya de por sí no puedo recibir abrazos porque la SQM me obliga a no poder acercarme a la gente… con un fumador, y por tanto contigo, lo tendría aún más imposible :_(

Venga, dale una alegría a tu mujer… Y ya no por ella, o por quien sea. Por ti. Te mereces vivir sin meterte ese veneno diario dentro…

Bueno, piénsalo. Reflexiona. No te comento más, ¿vale? ;-)

Un gran abrazo cargado de cariño y comprensión,

mariajo dijo...

Mi muy querido Santi. Si, lo sé, que para lo que sea, estarás ahí. Es lo bueno de esta especie de “hermanamiento” online que tenemos: ambos luchadores dentro del mismo campo.

Pues si, mi comentario en la entrada de tu espacio dedicado al tabaquismo en el ámbito del trabajo sanitario, aunque es algo conocido por todos, no fue por ello menos impactante para mi. Sobretodo desde la óptica de una persona como yo, que por mi patología, que se me acerque alguien con olor tabaco me puede desencadenar una crisis bastante tremenda.

Además, me hizo gracia que en esos días tú hubieras sacado una entrada sobre el tema, mientras yo en ese justo momento estaba acabando mi entrada, ¡también sobre el tabaco!. Cómo son las casualidades de la vida…

Estoy pendiente de poner esa entrada tuya en mi espacio (por supuesto nombrando tu autoría con un enlace a tu espacio), tal y como te pedí y que fuiste tan amable de aceptar. Me pareció de una claridad meridiana, y además es de justicia darle la máxima difusión, que ten por seguro que es lo que haré (las entradas hechas en el blog parecen en Facebook, entre otros sitios).

Por cierto, ¿no estarás tú en Facebook, y no te he agregado, no?. Si estuvieras, dímelo, y si te apetece porque tu perfil no sea sólo para tu círculo más privado e íntimo, nos agregamos.

Un gran y cálido abrazo!,

mariajo dijo...

Querida Sylvia, niña, lo siento mucho. Ya imagino lo que supondría para ti asistir a ese cumpleaños…

Espero que en estos días que he tardado en responder (ya sabes: depende de las fuerzas. Tengo que irme racionándome para ir contestando X número de cosas cada vez, intentando no sobrepasarme en mis límites como para ponerme peor) hayas podido mejorar.

Una cosa, sobre lo de tu boca, si lo que comentas que tenías/tienes llagas (pupas), te vendría bien hacer enjuagues con propoleo en gotas (pero propoleo sin mezclar con base de alcohol, y ecológico). Aquí hay una marca ecológica hace este tipo de productos de plantas en gotas, que se llama Soria Natural, pero no sé si allá en Buenos Aires esté esta casa… Pero bueno, cualquiera en gotas y ecológica, te serviría.

En mi caso al menos, te aseguro que el propóleo me sirve par mantener a raya las llagas. Yo, lo que hago, es ingerir varias gotas tras el cepillado de dientes, para reforzar mis defensas, y a la vez antes de tragar, dejo que pase por toda la boca.

¡Un gran y cálido abrazo!

mariajo dijo...

Isabel (psicoisapecat), ¿te podrás creer que tenía unos enlaces al respecto para ti, y los he extraviado?. Si te esperas un poquito, y esta cabeza mía consigo centrarla, intentaré en breve contestarte, ¿si?.

Ay, mi cabeza, mi cabeza :-(

Un besote!,

psicoisapecat dijo...

Cariño, no te preocupes, así vamos, es parte de nuestra enfermedad, las lagunas mentales, unos lo discimulamos mejor que otros, y otros lo llevamos peor, no más.
Cuando los encuentes, sí que me gustaría que me los pases, un besote.
Con cariño.
Isa Bel G.

Sylvia dijo...

Querida Mariajo: Ya estoy mejor de la boca, pero claro, comiendo alimentos insípidos (por lo general, fijáte que el chocolate me cae bien, en moderacion).
Gracias x lo del propoleo, voy a averiguar en ciertas tiendas naturistas si tienen en gotas. Lo que abundan son los caramelos de propoleo, pero no tolero el azúcar! ¡Le pongo miel pura a mi té con leche deslactosada! Muy sabroso...mmm....
Te agradezco el dato, Mariajo querida, siempre lista para ayudar a los demás. No, no tengo llagas, por suerte, pero sí tengo glositis de la lengua, y los labios siempre hinchados (como si me hubiera puesto siliconas...jeje...).
Besos y cuídate! Syl***

mariajo dijo...

Isabel, perdona la tardanza en esta pregunta tuya en particular, pero tras articular la respuesta y guardarla para publicarla más tarde, no sé que hice pero la perdí, como te comenté. Y sigo sin encontrarla…

Te cuento lo que he podido averiguar, dado que no era esto algo que supiera : tras buscar por “tobacco + chronique fatigue syndrome", en PubMed (por “passive consumer + CFS” no hay nada), encontré sólo 2 artículos relacionando algo los dos conceptos (SFC y tabaco), pero no de la forma tan concreta por la que me preguntas. Imagino, por tanto, que si es una base de datos tan prestigiosa como PubMed no he encontrado nada, es que no hay más.

En todo caso, la propia lógica cae por su peso en cuanto que desde luego ser fumador pasivo no es bueno ni para sanos ni para -aún menos-, enfermos. Pero además, en las patologías de las que se ocupa este blog, esto es especialmente importante, y en concreto también dentro de la enfermedad por la que tú me preguntas.

Recordemos que el SFC, por lo que se sabe, tiene dos causas por las que puede aparecer: una vírica y otra tóxica (en este último apartado cuántos SFC hemos visto aparecer tras una fumigación en un puesto de trabajo, cosa corroborada ya en base a varias sentencias judiciales que lo reflejan…).

Para ampliar información sobre esta doble causalidad del SFC, te recomiendo el artículo de Solà que habla de ello, que puedes ver en: http://mi-estrella-de-mar.blogspot.com/2009/07/sindrome-de-fatiga-cronica-y-su.html

Espero que estos breves apuntes te sirvan un poco al menos. Me temo que investigaciones tan, tan concretas sobre lo que preguntas, no las hay. La investigación en SFC, aunque en los últimos años haya avanzado, está en fase aún de descubrir cosas muy básicas y por tanto muy generales.

Un abrazo,

mariajo dijo...

Sylvia, yo tampoco tolero el azúcar, y por ello no tomo azúcar (excepto alguna cosa que la lleve incorporada pero de forma mínima), y aún menos miel. El año pasado incluso es por esto que no pude ni tomar algún tipo de fruta, lo que me hizo las cosas bastante complicadas para alimentarme correctamente, dadas también las demás intolerancias (algo usual, como sabes, si se padece SQM).

Lo del chocolate es curioso, porque yo estuve como 10 años sin probarlo, y tras empezar a comer ecológico, tampoco. Sin embargo, tras pasar unos años de comer bio, he podido en algunas temporadas tomar, con mucha moderación y de un tipo concreto, chocolate, mientras lo diluya (o “engañe”) con otras cosas que lo simultaneen. Realmente delicioso, tras tantos años sin tomar ni una pizquita…

La leche sin lactosa… no me atrevo, así que sólo tomo de avena (pero sólo de un tipo específico de una marca concreta: el envase de color naranja de OATLY, porque no lleva aceite vegetal, que no sé por qué sí se lo ponen a las demás marcas y tipos de leche de avena).

El propóleo en gotas, sí, te lo aconsejo encarecidamente (de la forma y marca –u otra, pero que sea ecológica y sin diluir en alcohol- que te pongo). Para llaguitas de la boca, y en general como antiséptico y para reforzar el sistema inmunológico, te vendrán muy bien.

Sobre el té, no lo he podido probar nunca, la verdad. Ni aún cuando no tenía SQM…

En fin, que, como ya sabemos, en SQM tenemos cosas similares, y luego están las especifidades de cada uno… ;-)

Besos,

Si el tamaño de la página no es de tu agrado puedes cambiarlo pulsando la tecla Ctrl y moviendo la rueda del raton arriba y abajo